91 410 02 00

Podología Deportiva

Que es la podología deportiva

Esta especialidad de la medicina trata los diferentes problemas que se tienen en los pies y que están relacionados con la práctica del deporte, ya sea el paciente deportista aficionado o de élite. Es decir, se especializa tanto en el diagnóstico como en la prevención y en el tratamiento de las diferentes lesiones derivadas del deporte que se puedan dar y en la mejora del rendimiento.

Se incluyen tanto las infecciones como las deformidades, lesiones en los pies o problemas derivados de afecciones como la diabetes. También entran dentro de sus competencias las lesiones en otras partes del cuerpo, como tobillos, rodillas, caderas o parte baja de la espalda, siempre que se deriven del pie, de la forma que se tiene de caminar o de correr, por ejemplo.

En definitiva, para quien desee comprender cuáles son las causas de la Podología Deportiva y las consecuencias que puede tener para los pies la práctica de deporte o necesite algún tipo de ayuda para mejorar su rendimiento físico, acudir a la consulta de un podólogo deportivo es la mejor opción.

¿Quiere pedir una cita con el Podólogo? Pida cita online.

Concertado con las principales aseguradoras, consulta aquí.

Cómo ayuda la podología a un deportista

Gracias a la podología se consiguen diferentes objetivos que mejoran la salud y el bienestar de los pacientes. Algunas de las causas de la podología deportiva o las maneras en las que esta ayuda a los deportistas son las siguientes:

– Aplicando las herramientas necesarias para el diagnóstico y el tratamiento de las patologías relacionadas con el pie, lo que facilita un mejor rendimiento del paciente.

– Evaluando la funcionalidad y la morfología del pie de los deportistas.

– Estudiando su aparato locomotor y, en especial, sus pies.

– Realizando un examen biométrico pormenorizado.

– Aplicando estudios y tecnologías de diagnóstico.

– Previniendo diferentes lesiones que puedan derivarse de compensaciones o alteraciones en los pies.

– Evaluando, planificando y desarrollando tratamientos totalmente personalizados.

– Planificando tratamientos preventivos o cuidados, tanto antes como después de las competiciones.

– Manteniendo el estándar de calidad de los tratamientos, estando estos siempre basados en la evidencia.

– Valorando específicamente las alteraciones que más prevalencia tienen en cada tipo de deporte.

– Analizando cuál es el calzado más adecuado para cada deporte y, por supuesto, para cada paciente en particular.

– Tratando desde la ortopodología cualquier tipo de lesión, dolor o alteración relacionada con el deporte que pueda presentar el paciente.

Tratamiento en la Podología Deportiva: Vendaje neuromuscular

Además de las aplicaciones y formas de actuación expuestas previamente, la podología se vale de algunos elementos complementarios para el tratamiento en la Podología Deportiva: Vendaje neuromuscular o kinesiotaping.

Uniéndolo al tratamiento manual, optimiza el proceso de recuperación y es capaz de conseguir unos mejores resultados en el ámbito de la analgesia y la reducción de la inflamación, siempre respetando la función normal del pie, tanto muscular y ligamentosa como articular.

Este vendaje es relativamente novedoso, pues fue desarrollado por el doctor Kenzo Kase, de nacionalidad japonesa, en la década de los 70 y, actualmente, está teniendo una muy buena acogida en el ámbito del deporte dentro de cualquiera de sus categorías y disciplinas.

Consiste en una cinta de algodón elástica con un adhesivo acrílico que se puede encontrar en diferentes colores e intenta reproducir las características de la piel humana. Se activa con el calor que se produce con la fricción tras colocarlo y dura entre tres y cuatro días.

Sus propiedades elásticas son las que facilitan esa amplitud de movimiento que se mencionaba anteriormente, pero según su lugar de aplicación, la forma en la que esté colocado y la dirección de la tracción, tendrá unas propiedades u otras.

Entre las ventajas del kinesiotaping se encuentran su capacidad analgésica y la de estimular tanto el flujo sanguíneo como el linfático. En esencia, ayuda a la autocuración del organismo, evitando la inmovilización de las articulaciones y las consecuencias negativas que esto lleva asociadas.

Prevención de lesiones y mejora del rendimiento deportivo

Gracias a la podología deportiva se puede diagnosticar con gran precisión si la manera de pisar de un deportista es adecuada o puede llegar a causar algún tipo de lesión. De esta forma, podrán prevenirse distintos problemas y dolencias.

Lo más adecuado para conseguir este objetivo es la realización de un estudio biomecánico de la pisada y de la marcha al comienzo de la práctica deportiva, ya sea en deportistas profesionales o aficionados, pues el riesgo de lesión existe en ambos grupos.

Una vez realizado este estudio, se podrá optar por la confección de unas plantillas específicas, diseñadas especialmente para corregir la forma de pisar del paciente. De esta manera, se prevendrán lesiones y, además, se mejorará el rendimiento deportivo.

Lo más adecuado, una vez que se conoce lo que es la podología deportiva, es acudir a una clínica podológica alrededor de una vez al semestre. De esta manera, se evaluará si se están cuidando correctamente los pies y la pisada y, además, existirá una mayor garantía de anticipar cualquier tipo de lesión que pueda surgir y evitar daños asociados en otras partes del cuerpo.

Pruebas y Tratamientos en Podología

Patologías que trata un Podólogo


Recordatorio: esta información tiene como fin proporcionar pautas generales y no dar una opinión médica definitiva. Es importante que consulte a su médico sobre su enfermedad específica y el tratamiento más adecuado.